martes, septiembre 28, 2021
NoticiasRegionales

El CTI capturó a alias ‘Carlos Andrés’, sicario del Clan Úsuga

Cuando se encontraba en una vía pública del municipio antioqueño de Amalfi, fue capturado por el CTI de la Fiscalía Seccional Magdalena Medio alias ‘Carlos Andrés’ o ‘Aníbal Cuadrado’, reconocido sicario al servicio del Clan Úsuga en Barrancabermeja.

El capturado, de 26 años de edad, era requerido por el asesinato el 5 de marzo de 2015 de Javier Thomas Orozco González, en hechos ocurridos cuando la víctima estaba afuera de su vivienda ubicada en el barrio Barrancabermeja.

‘Carlos Andrés’ había logrado escapar de las autoridades en noviembre pasado, cuando fueron capturados 14 integrantes de la banda Cuatro Muros o Pozo Siete, que prestaban sus servicios delincuenciales al Clan Úsuga, liderado en la ciudad por alias ‘Pajas’, aprehendido por la Policía hace dos años.

El hombre fue dejado a disposición de la autoridad competente, la cual le imputó cargos por homicidio en concierto para delinquir agravado y porte ilegal de armas de fuego.

La Justicia lo investiga además por su presunta participación en otros cinco homicidios perpetrados entre los años 2013 y 2015, cuando ‘Pajas’ operaba en el Puerto Petrolero.

La organización a la que pertenecía este individuo estaba conformada por 17 sujetos; con él ya son 15 los capturados. Dos más continúan prófugos de la Justicia.

Esta redacción pudo conocer que, sin embargo, ya se tiene identificado su paredero y que su privación de la libertad se podría dar en las próximas semanas.

A Alias ‘Carlos Andrés’ o ‘Aníbal Cuadrado’ le fue dictada medida preventiva en establecimiento carcelario, en donde queda a la espera de su condena por asesinato.

Los hechos que se le imputan

‘Carlos Andrés’ o ‘Aníbal Cuadrado’ sería el autor material de los cinco disparos que Javier Thomas Orozco González recibió en su humanidad. Se encontraba afuera de su casa y, según testigos, habría alcanzado a cruzar algunas palabras con su homicida. En su momento, se refirió un ajuste de cuentas por temas del microtráfico de droga, pues Orozco González era consumidor activo de alucinógenos. Su madre había llegado ese día desde Barranquilla para llevarlo a esa ciudad e ingresarlo en rehabilitación.

FUENTE: VANGUARDIA